Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


Crónica de la Salida Extraordinaria de Jesús Nazareno

Fragmento del Blog Virgen de la Esperanza. http://virgendelaesperanza.blogspot.com
pasaron 400 años desde la adquisición de la imagen de Jesús Nazareno a Tomás de la Huerta por parte de la Cofradía de la Misericordia. A lo largo de esos cuatro siglos, esa talla de madera se ha convertido en el Dios y Señor de Cáceres.
En la mañana de ayer, el blog Virgen de la Esperanza y todos sus colaboradores nos pusimos en marcha para mostrar la fe y el sentimiento hecho devoción y amor. Queríamos inmortalizar esta efemérides con todos los medios a nuestro alcance (retransmisión en directo por Internet, fotografía y vídeos en diferido) y por ello pusimos todo nuestro empeño y capacidades para reflejar en los objetivos esta bella expresión popular. Tras tener todo dispuesto, entramos en Santiago. Ya en el camino que va desde la puerta hasta la capilla en la que estaba colocado Jesús, se percibía un ambiente especial. Ahí estaba Jesús, con su cruz a cuestas. Su mirada clavada en el horizonte, de frente, paso firme sobre su camino. Su fuerza se sentía al verlo desde el lateral con la luz de la mañana. La decoración del paso combinaba a la perfección con la ocasión. Su túnica bordada, para las grandes ocasiones lucía bajo su cruz de Carey quien ha sido testigo de más de la mitad de esos 400 años. Qué sentirá esa cruz al contemplar tan majestuosa figura caminando entre corazones encogidos por tanta pasión contenida por un Dios doliente pero fuerte. Todas esas cosas las vas pensando mientras te acercas. Te das cuenta enseguida, como si no lo supieses, que ese Cristo tiene algo especial. Tan solo su sombra o su reflejo son capaces de conmover a cualquier ser humano que se coloque ante Él para mirarlo detenidamente.

Tras unas primeras tomas y algunas fotografías, comenzamos a montar los equipos en el exterior de la Iglesia de Santiago. Una mirada a nuestro alrededor nos hace presagiar que el pueblo de Cáceres no va a saber apreciar un momento tan sublime. La salida de Jesús Nazareno, así como gran parte de la procesión, no contará con una afluencia de público tan grande como se merece esta ocasión. Sin embargo, el Señor no está solo. La Cofradía del Nazareno es quien organiza esta fiesta y sus hermanos serán los que asistan a ella. Unos doscientos hermanos de carga y otras doscientas personas que forman el cortejo serán quienes más aprecien y disfruten de la salida de Jesús. No obstante muchos portarán por primera vez al Señor. El pueblo de Cáceres, siempre apático, se mostrará tímido durante gran parte del recorrido. Sin embargo, en varios puntos se desinhibirá de sus ataduras, le gritará vivas y se deshará en aplausos.

Apenas pasan algunos minutos de las 9.30 cuando el Señor deja pasar su figura por la sombra de la iglesia. Esta saliendo el Nazareno, pero esta vez no será el toque de trompeta ni la voz del Borrasca quien lo acompañará. Además de la banda municipal, Su banda, la de Jesús Nazareno, ha alcanzado la oportunidad de acompañarle, de tocar para que las plantas de sus pies se coloquen con arte sobre cada una de las piedras de la ciudad monumental. Sonará al cielo Rey de Triana o Bendición dentro del espléndido repertorio de marchas de la Banda. Con su gorra y su camisa blanca con escudo de oro, parecerán un mar de espuma blanca de pureza acompañando a ese Cristo oscurecido por la sangre que cada madrugá lo ha ennegrecido. Sus notas serán limpieza para ese rostro dolorido que sabe caminar cuando se le toca con sentido. Las dos bandas, se turnan para tocarle sus mejores marchas.

Una vez han desaparecido los nervios de la salida, sus hermanos, y el pueblo de Cáceres comenzarán a orar en procesión. Cáceres reza en silencio, reza tocando un instrumento musical y por supuesto reza cantando. Que nadie se olvide que cuando Jesús sale lo hace para vernos rezar, para recoger cada uno de nuestros ruegos y para mostrar nuestra forma de expresar la fe. El Señor cruzará la Plaza Mayor navegando por el Guadalquivir y derrochando Caridad. Así, tras bendecir a todos en su llegada a San Juan, tras recibir la ofrenda floral, será la oración cantada la que de continuación a esta fiesta de la devoción cristiana. Una vez abandonada la catedral penitencial de Cáceres (por el paso que realizan todas las hermandades en Semana Santa), su banda levantará al cielo al Rey de Cáceres.

En Santa Clara, las monjas del convento lo verán por primera vez de día y no como otras veces, que es de noche o apenas amanecida. El resplandor del sol de la mañana lo acompañará de nuevo por los Adarves para sentir su viento y su aire cuando Felisa le reza de nuevo cantándole donde lo hacía la Navera. El arco de la Estrella, de nuevo fue testigo callado de los pasos del Señor, aliviados por el calor y no por el frío de una mañana de Viernes Santo. La multitud le esperaba, ahora si, para demostrarle todo su amor en la misa del Obispo. En ella, se destacó la forma de expresar la fe a través de las Cofradías. Al finalizar la Eucaristía y tras la bendición papal, El Señor de Cáceres encaminó su cruz hasta Santiago, donde de nuevo se interpretó Bendición. La entrada de Jesús desató nuestras emociones. Todos los presentes pudimos ver como nuestro sueño se desvanecía y comenzaba esa dulce resaca de un IV Centenario que ha dejado claro que el símbolo de nuestra fe vive en Santiago y se llama Jesús Nazareno.

Quiero terminar diciendo que aunque Cáceres no haya salido masivamente a la calle, y aunque de los más de 3000 hermanos solo asistieran 400 o 500, el Señor de Cáceres vive en los corazones de todos los cacereños. Que aquellos hermanos que fuimos a la procesión lo hicimos con la máxima ilusión, con el mayor sentimiento de amor. Que sus bandas se sintieron suyas y satisfechas de hacerle caminar. Que Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Algeciras, Ciudad Real y otros muchos puntos de nuestra geografía fueron testigos a través de este blog de la salida extraordinaria del Señor. En definitiva, lo que quiero decir es que la devoción en el día de ayer, como en estos últimos 400 años fue grande y bella. Ver al Señor con toda la luz del sol es como verle resucitado en el ir y venir de un día tan especial.

Muchas gracias desde aquí a todos los hermanos de la Cofradía por todas las facilidades que nos dieron para fotografiar, retrasmitir en directo y grabar para diferido. La verdad es que todos colaboraron para que este blog pudiese cubrir el acto en todo su esplendor.

Visitas: 392

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio