Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


De cómo se unieron las dos advocaciones de LA CONSOLACIÓN y de LOS DOLORES en la Virgen titular de nuestra Hermandad

En varias ocasiones me pregunté que cómo siendo la iconografía de la Virgen de Consolación, una imagen de la Madre de Jesús muy joven, con su hijo pequeño en brazos que juguetea con la Santa Correa, adoptó también la advocación de los Dolores en la misma imagen. Las dos advocaciones, se ensamblaron formando parte de la creación de una Hermandad de Penitencia, con un único paso: la Virgen mirando la Cruz vacía, tras la muerte de Jesús.  Y fue en una Virgen de los Dolores venerada en la Iglesia de las RR.MM. Agustinas en la que se configuró, como decimos, la titular de una Hermandad de penitencia: Virgen de la Consolación y Correa, “en sus DOLORES”.  Pero, ... ¿cómo, cuándo, por quiénes, … se gestó la idea y se llevó a cabo, enriqueciendo la Semana Santa de esta ciudad con una nueva cofradía de penitencia?.

En Huelva, los Padres Agustinos, fundaron un colegio. Colegio en el que se veneraba a la Virgen de la Consolación. Era, y es, una advocación vinculada a la Orden de los Padres Agustinos y que, como Patrona del Colegio, le dio el nombre.  La imagen de la Virgen de Consolación y Correa tiene en sus múltiples representaciones,la iconografía de una Madre joven con su hijo en brazos que juguetea con la santa correa, como decimos.

Podemos ver la imagen de la derecha con el pie identificador que dice “Nuestra Madre de Consolación y Correa Patrona del Colegio de Padres Agustinos. Ese es el nombre del colegio desde 1901, cuando llegaron los Padres Agustinos, con Fray Saturnino y fundaron el colegio. La otra imagen, de la izquierda“Nuestra Señora de Consolación y la Santa Correa, Imagen que se venera en la capilla del Colegio de los Padres Agustinos”.

Similar representación escultórica la encontramos en distintos conventos de la Orden Agustiniana. El fundador de la Hermandad le dedicó muchos y sentidos poemas a la imagen que se venerabaen su Colegio (de San José) de su querida ciudad, Coyanza, como Fray Gilberto gustaba llamar a Valencia de D. Juan. Estampa de la Virgen de Consolación y Correa que dedica a una de sus hermanas: “A mi querida hermana Virgilia”.

Esta iconografía, por tanto,   se repite en las representaciones de la Virgen de la Consolación. Sin embargo, la imagen titular de la Hermandad de penitencia que realizo su primera salida en 1922, es la de una Madre rota por el Dolor por la muerte y pasión de su Hijo. ¿Cómo fu el proceso de adpatación advocativa?

Los Padres Agustinos, hasta 1914, no consiguieron un colegio, con iglesia/capilla. Un colegio en propiedad, en este caso, que permitió las obras de adaptación necesarias para abrirlo al culto, a finales del año 1916, tras ser bendecida la capilla. Noticia recogida en la prensa local:

“Con verdadero esplendor y severa solemnidad se verificó ayer tarde la bendición y apertura al culto de la nueva y hermosa capilla construida en esta residencia de los RR PP Agustinos en su edificio de la calle Cánovas” D.H. de 24/12/2016.

Días antes, de la apertura al culto de la capilla de los Padres Agustinos, se colocaron varias imágenes en la iglesia, entre las que estaba una de Nuestra Señora de Consolación y Correa. Desconocemos si esta imagen era la misma que estuvo en la Iglesia de las RR.MM Agustinas, o procedía del colegio de la calle Vázquez López, nº 8. La prensa local, D de H de 20.12.1916 contaba lo siguientes:

 “LA CAPILLA DE LOS PP AGUSTINOS. Terminada esta hermosa capilla se abrirá el culto el día 21 a las cuatro de la tarde …. Ayer se colocaron las imágenes de Nuestra Señora de la Consolación. (…) Contrastando con la severidad de las Paredes de Piedra y de los techos de color claro, que nos hablan de austeridad y recogimiento por el arco central, como un rompimiento de la gloria sobre el ara santa entre verdes palmeras y ramos de almendro en flor, entre candelaria de plata, surge la imagen venerada de la Virgen de la Consolación.

Poco tiempo después, en febrero de 2017, se bendijo la hermosa imagen que los niños habían adquirido con sus donativos, convocando, incluso desde la prensa a los compañeros y a los exalumnos para que participaran en dicha adquisición. Por tanto, es un hecho probado que había dos Vírgenes de la Consolación. Ante las dudas, se acredita porque una se colocó en la capilla de los Padres a finales de mil novecientos dieciséis y otra, la que los alumnos compraron y que se bendijo después. Pero ¿Cuál es la que compraron los alumnos que medía 1,5 metros?: De las dos aquí reproducidas-  creemos que la imagen que ya estaba en el Colegio es la que reproduce el sello. Un sello que se estampaba al final de los escritos. En este caso ese sello se asemeja de forma indubitada a una de las imágenes. El mismo aparece en escritos/Informes coincidentes con la época anterior y posterior a la adquisición del colegio, que fue en julio de 1914. Por tanto, la imagen que coincide con la que se reproduce en el sello, es la de la izquierda (en la ilustración de la primera página de este artículo). No puede ser la otra porque se compró por los alumnos en 1917, tras abrirse una lista de donativos para la adquisición por alumnos y exalumnos que se bendijo en febrero de 2017. Así se refleja en la prensa local.

  “Una obra de arte! Mañana domingo a las ocho y media se bendecirá la   nueva imagen de Nuestra señora de la Consolación, delicadísimo obsequio que a la recientemente inaugurada iglesia del colegio de los PP Agustinos ofrecen y dedican los numerosos alumnos de tan conocido y reputado centro de enseñanza. La nueva imagen mide metro y medio de altura y es de una perfección acabada. La actitud de la Virgen, así como la del niño Jesús, que sostienen en su brazo izquierdo, está profundamente sentida, y la ornamentación de ambas hermosísimas figuras es más que rica, suntuosa. Los archicofrades de la Sagrada Correa y los profesores y alumnos del colegio, con tan fausto motivo quieren honrar a la santa patrona (…)  [APAC. Recortes de prensa D de H. 3.02.1917)

Contamos con más datos sobre el hecho de que había dos imágenes en el colegio. Constan en una carta que un fraile dirigió a un antiguo alumno en los siguientes términos:

  … paso a comunicarte los datos que he recogido: 1.- Que la imagen del altar de Nuestra Madre de Consolación se llevó al Convento de Calella (Barcelona) y la quemaron … 2.- Que la pequeña imagen de Nuestra Madre de Consolación que se llevaba en procesión los cuartos domingos, (…) Te abraza tu afmo. Padre Justo Ramírez

Ambas imágenes, por tanto, fueron destinataria de la devoción de alumnos y familiares. Antes de tener capilla/Iglesia los PP Agustinos todas las ceremonias se celebraban en la Iglesia de las RR. MM. Agustinas y allí había una Virgen de la Consolación. No cabe duda del fervor en las ceremonias celebradas en aquella iglesia.

En unos Apuntes manuscritos de la Madre Sor Presentación del Convento Agustiniano “Santa María de Gracia” de Huelva, dirigidos a un antiguo alumno del Colegio sobre datos del convento y su iglesia,  Textualmente dice:

 “la iglesia tenía siete altares laterales, el de Santa Rita, de estilo gótico …El altar de la Virgen de Consolación, que antes era de Santo Tomás Apóstol… La imagen de Nuestra Señora de Consolación se pondría por el año 1910. Estaba fundada la Archicofradía de la Consolación y todos los cuartos domingos de mes le estaban dedicados para celebrar sus cultos (…) 

En una aproximación al plano de la Iglesia de las Monjas con referencias a cómo estaba antes de su destrucción en 1936 - reproducido aquí, para la ubicación de las imágenes (según una descripción que consta en el Archivo Municipal de Huelva). Sor Presentación continúa diciendo:

“Y se encuentra también el altar de la Virgen de los Dolores con su gran camarín, tenía pinturas de mucho mérito; los siete Dolores de la Santísima Virgen pintados, eran su adorno principal” 

Y fue precisamente a esta Virgen de los Dolores a la que se otorgó la advocación de la Patrona del Colegio de los Padres Agustinos. No es de extrañar, porque los alumnos, imbuidos del cariño a la Virgen de la Consolación, cobijada en las retinas y en el corazón de quienes se educaban en colegios agustinianos. Por tanto, es consecuencia consciente o inconsciente que se asociara el Consuelo con los Dolores que lejos de ser contrarios, son atribuciones que en la Madre de Dios vincula el dolor por la muerte del Hijo, con el consuelo por el sufrimiento de todos sus hijos, como si hubiera venido dada esta simbiosis de advocaciones de forma inseparable en la imagen elegida como espejo de Virgen María que sufre y consuela. Lo que se vio favorecido porque los Padres Agustinos, responsables de la capellanía de la iglesia celebraban solemnes cultos. El propio fundador contó cómo se produjo la unión de las dos advocaciones, mencionando que no era la primera vez que se había propuesta a esta Virgen fuera titular de una Hermandad de penitencia:

“(…) en honor de la Virgen de los Dolores que se encontraba junto al coro bajo de la iglesia de las Madres Agustinas.

A esa venerada imagen de la Virgen de los Dolores, se sumó la devoción dedicada a la Virgen de la Consolación y Correa, y en su conjunción surgió el nombre de la titular de la cofradía. La imagen de la Virgen de los Dolores había sido objeto, según el Padre Gilberto decía que desde 1909 se había intentado tomar a esta Virgen de los Dolores, como titular de una cofradía que hiciese estación en la semana santa de Huelva y nos dice que en abril de 1921

“un grupo de alumnos del Colegio de 1ª y 2ª Enseñanza de Padres Agustinos de esta Ciudad. Tornaron a preocuparse de la idea, con el pensamiento fijo en la imagen dicha, cuyo nombre había de ser el de Nuestra Madre de la Consolación en sus Dolores muy en consonancia, por cierto, con el título de la Patrona del Centro Escolar donde se educaban (…)  [GILBERTO BLANCO, Revista MATER DOLOROSA 1922]

Y la idea brotó. De idea tornose en propuesta, realizada por unos alumnos. Pero ¿quiénes? Por deducción cruzando datos de distintos documentos, podemos llegar a más información. Un antiguo alumno, que vivió aquel momento histórico de pro-cofradía de penitencia, Enrique Ávalos, (que en 1921 acababa de terminar la enseñanza secundaria) escribió su relato, años después, sobre la fundación de la Hermandad y sus artífices, en un texto al que pertenece el siguiente párrafo:

“… No podemos olvidar los que con orgullo nos llamamos exalumnos de los agustinos la emoción de aquellas horas en la tarde del Viernes Santo del año 1921y con el fin de dar en conocer al pueblo de Huelva la cooperación que los padres agustinos apostaron a la fundación de la cofradía y el engrandecimiento de nuestra S.S., nos permitimos redactar estas líneas como recuerdo de aquél inolvidable día.  Puede decirse que la cofradía de Nuestra Señora de la Consolación en sus Dolores se fundó el DOMINGO DE RESURRECCIÓN DEL AÑO 1921 AL COMENTAR UNOS ALUMNOS Y EXALUMNOS DEL COLEGIO LA BRILLANTEZ DE AQUELLA SEMANA SANTA; Pepe Cádiz con gran entusiasmo les hablaba de la Virgen de los Dolores que existía en el CORO del CONVENTO DE LAS MONJAS.; En aquél mismo momento decidieron aquellos jóvenes la constitución de la Cofradía de Penitencia que diera culto a la venerada imagen. Y sin meditar la responsabilidad de la labor a que se comprometían dirigieron sus pasos al Colegio donde expusieron al padre Jesús Fernández cuanto habían pensado y este contagiado por la voluntad que todos demostraban y Fray Jesús Fernández se unió como uno más a ellos y, representándolos a aquél inolvidable rector, Fray Gilberto Blanco Álvarez le comunicó cuanto había escuchado.  Desde aquel momento comenzó existir la HERMANDAD algunos días después, no había en el colegio un solo alumnos que no fuese hermano; sin fijar cuota, cada uno contribuía con arreglo a sus medios económicos.  (…) “[Enrique Ávalos o Ábalos).

Quienes fueron testigos, contaron cuándo, cómo y por quiénes se hizo la propuesta de la Virgen de los Dolores del Convento de las Monjas para ser la titular de la Hermandad, como Virgen de la Consolación y Correa en sus DOLORES. Una cofradía que tenía el deseo fervientemente de formar parte de la Semana Santa de Huelva. Este texto de E. Ávalos forma parte del artículo “Los Agustinos y Nuestra Semana Santa”, donde se nombra a otro de los alumnos como co-impulsor de la idea. Se señala a Pepito Cádiz, así como al Padre Fray Jesús Fernández.  Enrique y Pepito, coinciden como discípulos en el tiempo, con dos años académicos de diferencia. En 1919, según vemos en la relación de calificaciones, Pepe Cádiz está en tercero, tenía entonces trece años, en 1921 fecha de la fundación de la Hermandad, tenía quince años y seguía en el colegio. Y Enrique Ávalos que en 1919 tenía quince años (estaba en quinto de secundaria), en 1921 tenía diecisiete años, por tanto, pudo ser uno de los exalumnos recién terminada la enseñanza secundaria, era exalumno

Pepito Cádiz fue uno de los alumnos más nombrado en las ceremonias del colegio, se habla de él y de su valía. Cuando se fundó a hermandad debía estar en 5º de secundaria, que según la Ley Moyano de educación se entraba con 10 años. Este niño, alumno magnífico, extraordinario profesional como profesor de Historia dio el pregón de la semana Santa en Huelva en 1948.

Fray Jesús Fernández estuvo en el colegio desde 1917 hasta 1925. Llegó con 22 años y terminó aquí sus estudios de Teología quedando ordenado como presbítero en ese año. En 1925 era Director de la “Ilustre Hermandad de Nuestra Señora de la Consolación en sus Dolores. Su entusiasmo se unió al de los niños. La elección de la Virgen de los Dolores como titular de la nueva Hermandad en Huelva tuvo un gran seguimiento.

A la Virgen de los Dolores la describió así Fray Gilberto en el artículo “la nueva hermandad” en la revista Mater Dolorosa de 1922: “La imagen de Ntra. Madre de la Consolación en sus Dolores es de factura hermosa. Al lado del sorprendente realismo que se descubre en aquel su rostro tan apenado como bello, campea dulcificándole y cubriéndole con el tul de las ternuras el más puro idealismo. Es una mezcla prodigiosa de vigor y suavidad, de fuerza e ingenio en la concepción y de seguridad y delicadeza en las líneas, que hacen de la escultura una viva y acabada fotografía del significativo título que lleva la santísima Virgen.

Aquella transformación se dio en el seno del Colegio de los Padres Agustinos de Huelva, en aquel año de 1921 renombrando a la Virgen de los Dolores tan venerada en su iglesia del Convento de Santa María de Gracia de Huelva. Desde entonces, dice E. Avalos que la Hermandad fue fundada. Y es el Padre Gilberto el artífice de la fundación en cuanto dando acogida a la idea inicia el proceso de redacción de estatutos, para llevar a la práctica las ideas. Dio cobertura entusiasta y se funde el Consuelo y los Dolores, dos advocaciones que se reclaman mutuamente. El Padre Gilberto lo cuenta en su artículo (en nota marginal) “Un Viernes Santo” publicado en la revista Vergel Agustiniano en 1929” [Archivo Provincial Agustiniano de Castilla. APAC]

A la Virgen de los Dolores de dicho templo, se la dotó de la sagrada Correa, pasando a ser la titular de la Hermandad de Penitencia de los Padres Agustinos, con el nombre de Virgen de la Consolación y Correa en sus Dolores, que realizó la primera estación de penitencia en la semana santa de 1922.

Aquella primera Cofradía de Penitencia –que como tal, tuvo sus raíces en la Archicofradía de nuestra Señora de la Consolación y la Correa. … erigida canónicamente el quince de diciembre de mil novecientos dieciséis, venía siendo objeto de   reglas y procesiones, generando una experiencia que juega el papel de antecedente a la fundación de la cofradía de penitencia. Por eso, desde esa fecha de 1916 se cuentan los años para la efeméride del I Centenario de la fundación de la Hermandad.

la Primera Estación de Penitencia fue el 14 de abril de 1922. Con una bellísima prosa Fray Gilberto Blanco, nos traslada, con sus recuerdos, al día de la salida como si estuviéramos apostados en la acera viendo pasar la procesión.

En medio de la Iglesia de Madres Agustinas de Huelva y justamente bajo el primer arco toral del presbiterio, se alzaba la hechicera imagen de María sobre un modesto, pero artístico PASO. Terminó el tradicional y piadoso ejercicio de las TRES HORAS y, al salir del templo, algo así como un desconsuelo impaciente apoderose de las multitudes que ardían en ansia de ver en la calle a la nueva Hermandad de la Nuestra Madre de Consolación en sus Dolores, constituida por alumnos y exalumnos del Colegio de los Padres Agustinos. (…)

Es una Historia fascinante, sin par, la de esta Hermandad. Nos dice cómo una advocación a la que corresponde una imagen propia de una cofradía de gloria, dio origen -propiciado por la inmersión religiosa de aquellos alumnos que mostraban su cariño hacia sus profesores, hacia sus enseñanzas, hacia sus concepciones religiosas, a sus imágenes, hacia sus cultos, (…)-  a la integración de dos grandes devociones en una talla hermosísima, haciéndola titular de la cofradía de penitencia.  Se proyectó conservar la veneración inmensa entregada a la imagen de María con su Niño Jesús en brazos y sin detrimento de su Depositaria, volcarla en una Madre Dolorosa que sufre un inmenso dolor enfrentándose a la soledad ante la Cruz vacía.

Fundación cofrade con unas raíces tan hondas como son las que se sumergen en el alma de unos niños que en los que se unió la fe, la admiración, las disfrutadas vivencias, … en un colegio extraordinario. Un colegio que dejó un sello tan fuerte que, permaneciendo en los hermosos recuerdos, en publicaciones de diferente naturaleza, en transmisiones y relatos generacionales que, al rescatarlos,  se hace un acto de justicia y de reconocimiento a aquellos extraordinarios Padres Agustinos del colegio de Huelva.

0..0..0..0..0

Ilustraciones por orden de inserción en el texto: 1.- Cuaderno del Colegio de los Padres Agustinos (Archivo Provincial Agustiniano de Castilla. APAC). 2.- Membrete del Colegio de Huelva. APAC, 1915.  3.- Imágenes de la Virgen de Consolación y Correa del Colegio de Huelva. Tomadas, la de la izquierda de la prensa local “Huelva Información de 15.10.2016. 4.-Estampa de la Virgen de la Consolación de Coyanza y reverso [APAC]. 5. Foto de Gilberto Blanco en la portada del libro de Poemas dirigido a la Virgen de Consolación, la mayoría escritos en Huelva. 6.-. Sello del colegio de Huelva estampado en escrito, reproduciendo la imagen de la Virgen [APAC, 1915. Informe del Colegio]. 7.-Sello del colegio que reproduce la imagen de la Virgen como referencia para datarlo.8.-Imagen de la Virgen de la Consolación que se veneraba en la Capilla. Tomada de la exposición del I Centenario de fundación de la Hermandad. 9. Aproximación al plano de la Iglesia de las RR.MM. Agustinas antes de 1936. 10 y 11.- Calificaciones del colegio de dos alumnos del Colegio conocedores de la fundación [APAC Huelva 1914 a 1975].12.- Foto de fray Jesús Fernández de Basilio Estrada Robles. OSA. “Memoria Necrológica de la Provincia de Castilla (1870-2004). Revista Agustiniana.13.- Foto de la titular de la Hermandad. Revista VERGEL AGUSTINIANO, 1919.

Visitas: 32

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Música

Cargando…

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio