Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


EL SOBERANO SEÑOR DE ARARÓ

Araró es un pequeño pueblo perteneciente a la región de Zinápecuaro en el estado de Michoacán; desde antes de la conquista española este lugar fue un importante centro religioso y de gran influencia en el reino tarasco, tras la conquista fue evangelizado por los religiosos franciscanos quienes por el año 1526 o 1527 edificaron un convento en Zinapécuaro.

En este pueblo de Araró, se encuentra una bella imagen de Jesús Crucificado que cada año se festeja el segundo viernes de cuaresma con gran romería y mucha veneración; es una escultura bien proporcionada de tamaño natural, representa a cristo acabado de morir, su rostro sereno y apacible.

Es una talla de pasta de caña de maíz, el cual pese a su tamaño, es ligero, pues solamente pesa 12 kilos, la pasta de caña, era utilizada por los antiguos tarascos de Michoacán para hacer sus dioses y llevarlos a la guerra, es un material ligero.

De acuerdo al Cngo. Luis Enrique Orozco, en su libro “los Cristos de Caña de maíz y otras venerable imágenes de nuestro señor Jesucristo”, nos comenta sobre la fundación del Taller de escultura que se fundó en Pátzcuaro a instancias de Don Vasco de Quiroga, quién hizo traer de España a Matías de la Cerda un escultor español que se casó en dicha ciudad con una india procreando un hijo Luis de la Cerda, el cual siguió los pasos de su padre, e inclusos lo supero en este arte, entre ambos realizaron muchas venerables imágenes sobre todo cristos”.

“Los Cerdas murieron a principios del siglo XVII, pero dejaron indios bien formados en el arte de la escultura” y el taller se sostuvo de generación en generación hasta la época de la independencia en que se extinguió.

De acuerdo al mismo Cango.  El Cristo de Araró fue hecho en Pátzcuaro en el siglo XVI, por Matías o Luis de la Cerda, de allí fue traído a las salinas de un pueblo conocido con ese nombre y luego trasladado al templo donde actualmente se le venera.

También cada año la soberana imagen del Señor de Araró es llevada a Zinapécuaro, saliendo el Jueves anterior al Viernes de Dolores de Araró y entrando a Zinápécuaro en las primeras horas del Domingo de Ramos, permaneciendo la sagrada imagen cincuenta días hasta el Jueves de la Ascensión en que vuelve de nueva cuenta a su pueblo.

Visitas: 380

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio