Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


Homenaje a Miguel Ángel Asturias en el 40 aniversario de su muerte

Miguel Ángel Asturias fue un escritor guatemalteco, ganador del Premio Nóbel de Literatura de 1967, una gloria de las letras latinoamericanas. Su literatura influenciada por la condena a las dictaduras e intervenciones extranjeras y la cosmovisión maya, a pesar de su ascendencia española, quiso muchísimo y defendió la causa maya a donde fuera. Tampoco fue ajeno a las tradiciones católicas del pueblo guatemalteco. De hecho una parte de su vida, residió en el barrio de la Candelaria, cerca del Nazareno de la Serena Mirada, Jesús de Candelaria o Cristo Rey como se le conoce desde 1925. 

En el poemario "Sien de Alondra" dedicó unos versos cargados de sentimiento y devoción al Moreno Nazareno de sus amores a quien le obsequió una finísima túnica morada con bordados franceses en oro luego de haber ganado el Premio Nóbel.

Murió en Madrid el 9 de Junio de 1974. Se cumplen 40 años de haber nacido a la inmortalidad, el "Gran Moyas" o el "Gran Lengua" como también se le conoce.

Sombra de corazón de la amargura
a tu rostro que aviva pulso cárdeno 
                     lirio inclinado bajo el viento, pesa                     
la cruz del viento. 

Tu rodilla sin fuerza es como cera 
que se derrite al sol, se ve en la túnica, 
                   lirio inclinado bajo el viento, pesa                     
la cruz del viento. 

Del entrecejo, hendido por los juncos 
de la tribulación, hasta los pómulos 
                   se afila tu nariz de asfixia, falta                     
a tu lengua el aire. 

Nube de acabamiento da a tus ojos 
frío de muerte que reduce a témpano 
                 tu mirar, y no miras te derramas                     
agua de llanto. 

La tortura va desmayando dentro 
de ti palomas negras y tus tímpanos 
                     reventados no oyen, te derramas                     
agua de llanto. 


Menguante de tu sien que medra y pugna 
bajo el pelo lluvioso, con el pálpito 
                    hundido, te busca y no te encuentra                     
en tus sentidos. 

Flexible y anillada, tu palabra, 
cintura en movimiento, como el cálamo 
                    del cetro quedó rota y no te encuentra                     
en tus sentidos. 

¡Gusano de escarlata el astro labio 
de Dios y labio de los hombres!  ¡Cáñamo 
                     perfumado el que ahora suda gota                     
de moribundo! 

El cáliz del vacío no se aparta 
de tus fauces sedientes y el líquido 
                     de tu sangre lo desborda, vino                     
de moribundo. 

La cadena encendida de las dalias 
te ciñe en la penumbra de los párpados 

                    a la desolación de la primera                     

hora de espinas. 

El latón fino de tu pie en el suelo, 
alianza sin sandalia con lo mínimo, 
                     abre el camino de la cruz que ahora                     
es salvavidas. 

Y la raíz en lucha de tus manos 
retuerce como garfios sus diez pálidos 
                     dedos asidos al madero que ahora                     
es salvavidas.

Visitas: 190

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Música

Cargando…

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio