Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla

Las diferentes iconografías del Misterio de Columna y Azotes de las Cigarreras (PARTE II)

Continuamos aquí el recorrido por las diferentes imágenes titulares de la Hermandad de la Columna y Azotes, si quereis leer la primera parte pulsad PARTE I.

 

Nos habíamos quedado a principios del S. XX, cuando la Hermandad procesionaba a la imagen atribuida a Pedro Roldán procedente del desaparecido Convento del Pópulo.

 

Al parecer en el seno de la Hermandad comienza a surgir, en esta época, el anhelo de contar con una imagen en propiedad. En la gestación de la nueva talla tuvo mucho que ver el canónigo de la Catedral Francisco Muñoz y Pabón, que era también Teniente Hermano Mayor Honorario de la Hermandad y que tenía gran amistad tanto con el escultor Joaquín Bilbao como con Alfonso XIII, que tan vinculado a esta hermandad estaba.

 

Todo es tiene como consecuencia que en 1916 la hermandad encarga la realización de una nueva imagen titular (la cuarta que procesionará la Hermandad) al escultor Joaquín Bilbao. El 16 de abril de 1916 se bendice la nueva obra, que recibe la advocación de “Ntro. Padre Jesús del Dolor”. Actuan como padrinos el teniente de Hermano Mayor Miguel Quesada y el general Zuleta en nombre del Rey Alfonso XIII.

 

(Ntro. Padre Jesús del Dolor, obra de Joaquín Bilbao)

 

A partir de entonces la obra siempre estaría inmensa en la polémica. A pesar de ser una magnifica escultura y de una gran valentía escultórica, se trata de un modelo iconográfico que se aparta en gran medida de la línea clásica de la escuela sevillana, tanto en su concepción artística de un gran realismo, huyendo de la idealización y de sus proporciones, ya que se trata de una talla de 1,89 metros de altura, lo que supera la medida habitual.

 

Todo esto tiene como consecuencia que la imagen sea tachada de excesivamente revolucionaria, lo cual provocaría el rechazo del mundo cofrade, muy poco acostumbrado a este tipo de arriesgadas apuestas. La imagen desde su primera salida procesional fue objeto de crítica, e incluso de burla por parte de los cofrades.

 

En los primeros años procesionó solo, alumbrado solo por cuatro grandes candeleros.

 

 

 

Después pasar a hacerlo con los sayones de Hita del Castillo que ya habían acompañado a las dos tallas anteriores, esto avivó aún más la polémica ante la gran desproporción entre estas tallas y la imagen de Bilbao, tanto en tamaño, como en estilo artístico. Aunque se recurrió incluso a enterrar la peana del Cristo en la mesa del paso para reducir su altura, no se logro contentar al crítico publico sevillano.

 

 (MIsterio Cigarreras. Año 1923)

 

Todo esto hace que la talla nunca llegue a calar ni en la Hermandad ni en la ciudad, lo que tendrá como resultado que en el año 1937 deje de procesionar. La Hermandad en primer lugar intenta recuperar la imagen del Cristo del Pópulo, éste tras dejar de procesionar con la Hermandad de las Cigarreras, el escritor y canónigo Juan Francisco Muñoz y Pavón, solicita al Cardenal que la talla  de gran calidad sea cedida a la Parroquia de Santiago de Hinojos, de donde él era natural y a donde viajará la talla. En esta localidad permanece desde entonces.

 

Ante la imposibilidad de tener esta talla, la Hermandad opta por recuperar la imagen de Amaro Vazquez que había dejado en los Terceros y que, a pesar de ser de una calidad artística muy inferior a la de Bilbao, contaba con la aprobación del mundillo cofrade.

 

 (Talla de Joaquin Bilbao, en la actualidad)

 

Esto posibilita que la talla de Amaro vuelva a procesionar entre los años 1938 a 1972, año en el que vuelve a retirarse del culto, ya de forma definitiva, quedando en las dependencias de la Hermandad.

 

 

A pesar que desde 1940 la cofradía se pone a trabajar en el encargo de una nueva talla, los intentos no cristalizarían hasta los años 70, en los que se le encarga un nuevo misterio al imaginero de Carmona Francisco Buiza.

 

En el año 1965 debe abandonar su sede en la antigua fábrica de tabacos y pasa a su ubicación actual en el barrio de los Remedios.

 

Pudo la Hermandad contar con otra imagen titular, ya que en la terna de artistas que se tuvieron en consideración a la hora de realizar el misterio, estaba también el gran imaginero Luis Ortega Bru,  según aparece en el libro sobre su obra realizado por Benito Rodriguez Gatius, presentó a la Hermandad el boceto de un Misterio formado por Cristo azotado por dos sayones. Este misterio del más puro estilo del maestro ranroqueño, también se alejaba bastante de los cánones de la imaginería sevillana, lo que es más que probable que, con el precedente que la Hermandad había tenido con el Cristo de Joaquín Bilbao, desechara este proyecto y optara por un imaginero más clásico como Buiza.

 

Este proyecto fue realizado finalmente por Ortega Bru para la Hermandad de la Columna de la ciudad de Manzanares, en la provincia de Ciudad Real.

 

(Cristo de la Columna de Manzanares, Luis Ortega Bru)

 

En el año 1973 se firma con el imaginero de Carmona Francisco Buiza la realización de un nuevo titular para la hermandad y un nuevo misterio. Esto hace que dos de los sayones que procesionaban en el misterio sean vendidos a la Hermandad del Santísimo Cristo de las Misericordias y Ntra. Señora de los Dolores de la localidad de Sanlucar de Barrameda, donde en la actualidad procesionan, quedando otro de ellos el que está agachado en propiedad de la Hermandad. Esta cofradía adquiere también junto con la dos tallas el paso procesional.

 

(Figuras secundarias de Hita y Castillo y antiguo paso en la  Hermandad del Santísimo Cristo de las Misericordias y Ntra. Señora de los Dolores de la localidad de Sanlucar de Barrameda)

 

Al no estar concluido en 1973 el Cristo de Buiza, en ese año vuelve a procesionar de manera excepcional la talla de Joaquin Bilbao. Lo hace ya en las nuevas andas, que son las actuales, de estilo neobarroco obra del gran tallista Antonio Martín.

 

(Cristo de Joaquin Bilbao. Año 1973)

 

En el año 1974 la Hermandad recibe su titular actual, así como las figuras del misterio original realizado por Buiza. Compuesto por dos sayones azotando al Señor y un Centurión romano que contempla la escena.

 

En 1974 Buiza realiza la talla del Cristo de la Columna y Azotes, reflejando uno de los pasaje pasionales de mayor tensión, esto lo aprovecha Buiza para realizar un Cristo fuerte, corpulento, encorvado, que deja todo su peso en la pierna izquierda. Se trata de una talla de gran realismo y de un estudio anatomizado muy detallado, de policromía de tono amarillento verdoso y abundante sangre. Contrasta la resignación y dulzura del rostro, frente a la tensión y crispación de las manos.

 

(Cristo de la Columna y Azote, Francisco Buiza)

 

Pero aquí no terminan los cambios en esta Hermandad, al parecer el misterio de Buiza no acababa de gustar en la Hermandad, que acostumbrada a un misterio de corte decimonónico, no parecía encajar bien las tallas nuevas. Un dato que debemos tener en cuenta es que Buiza jamás le dió importancia a las imágenes secundarias de un paso, para él solo Cristo o su Madre debían llamar la atención en un paso. Por lo cual, no consideraba que estas tallas secundarias debieran contar con una gran terminación, para no distraer la atención del elemento central, además Buiza utiliza una técnica como el “feismo” muy usada por los imagineros para denotar la maldad de estas imágenes que azotan y castigan el Salvador.

 

(Misterio de la Columna y Azotes, el original tallado por Francisco Buiza)

 

(Cabeza sayon, Francisco Buiza)

 

La hermandad acuerda en cabildo en 1982, acudir a Buiza para que retocara el misterio, pero la muerte del artista le imposibilita intervenir en las tallas. En 1985 la cofradía encarga a Francisco Berlanga, discípulo de Buiza, la reforma de los dos sayones, a los que sustituye las cabezas por otras nuevas siguiendo las lineas de la imaginería de su maestro.

 

Así queda configurado el misterio hasta el año 1996 que se incluye un nuevo romano, obra del imaginero trianero Navarro Arteaga.

 

(Misterio con cabezas de sayones de Berlanga)

 

(Misterio de Buiza ya con el soldado romano de Navarro Arteaga)

 

En el año 2003, la hermandad opta de nuevo por cambiar su misterio y encarga al imaginero Jose Antonio Navarro Arteaga la realización del mismo, a excepción de su imagen titular. Para ello realiza cuatro nuevas tallas, que junto con el romano tallado por él en 1996, acompañan desde entonces al Señor de la Columna y Azotes.

 

(MIsterio actual)

 

La realización de este nuevo misterio hace que los dos sayones y el centurión romano de Buiza sean vendidos a la Hermandad homónima del Bollullos Par del Condado, donde en la actualidad procesionan.

 

(Figuras secundarias del MIsterio de Buiza, procesioando en Bollullos Par del Condado)

 

Y con esto terminamos el recorrido por los múltiples cambios en imágenes que ha tenido esta señera Hermandad sevillana, espero que os haya resultado ameno y curioso. Un saludo a todos y gracia por vuestra atención.

Visitas: 2634

Etiquetas: azote, bilbao, buiza, cigarreras, columna, imagineria, imaginero, sevilla

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por Francisco Santiago Santiago en abril 15, 2011 a 2:11pm
A mí me gusta muchísimo el de Bilbao, pero qué difícil es acertar innovando en la Semana Santa de Sevilla
Comentado por Quetintubocofrade en marzo 15, 2011 a 6:02pm
Una verdadera lastima que el portentoso Cristo de Bilbao reine en el ostracismo. Por otro lado, particularmente celebro que fuera el Cristo de Buiza el que procesiona en Sevilla y no el de Ortega Bru. No acabo yo de encajar al imaginero gaditano. Manías. Un saludo muy cordial, como siempre
Comentado por Eligio Bobillo Amate en marzo 12, 2011 a 8:52am
Hola de nuevo felipe muy interesantes tu articulo . Solo informarte de que el sayon que estaba agachado que se quedo la hermandad en propiedad cuando vendio los otros dos a Sanlucar, ha sido cedida a la misma hermandad el pasado año, la cual saldrá este año ya restaurado por el IAPH lo mismo que uno de los sayones el próximo miercoles santo como el sabado santo en el santo entierro magno en el que saldran todos los pasos de cristo. Aprovecho para invitarte a que vengas a verlo si te parece bien. Un abrazo.
Comentado por Cruz de Carey en marzo 11, 2011 a 6:01pm
La verdad, Sr. Bermudo, es que sus publicaciones son muy interesantes. Utilizando un lenguaje ameno y sin dar muchos rodeos dando los datos justos y necesarios, hace usted fácil el instruirnos en estas historias de las cofradías de Sevilla.  A aquellos que nos apasiona la historia en general y la de las Hermandades y Cofradías en particular, nos encantan este tipo de artículos. Aún conociendo la historia, no sabía el destino último del misterio de Buiza y eso que he aprendido nuevo. Un saludo cofrade desde Utrera y que siga usted deleitándonos con sus artículos.
Comentado por JorgeValle en marzo 11, 2011 a 3:59pm
Muy buena entrada Felipe, me prodrias enumerar entonces las imagenes con las que cuenta en la actualidad la hermandad y que ya no procesionan, saludos.
Comentado por Puentiferario en marzo 11, 2011 a 1:19am

Un auténtico culebrón imaginero. ¿Quien sabe? A lo mejor falta algún capítulo más a este estupendo serial.

Comentado por La Hachita de Zaqueo en marzo 10, 2011 a 8:32pm
En Sanlúcar de Barrameda disfrutan de un estupendo paso y unos sayones con solera.
Comentado por Rafael Pavón Reina en marzo 10, 2011 a 8:30pm

Fantástico. Un saludo.

Comentado por La Hachita de Zaqueo en marzo 10, 2011 a 8:29pm

Estupenda entrada.

Curioso que el Jesús Flagelado de Amaro Vázquez recuperara su "titularidad" con el paso de los años y que después estuviese tantos años como imagen titular, para volver a ser "destituido".

Un caso parecido a este sería el de la Virgen de las Lágrimas de los Caballos que perdió su titularidad durante muchos años pero luego la recuperó, y en este caso hasta ahora. 


Publicidad

 




 

Música

Cargando…

© 2014   Creado por Pasionensevilla.

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio