Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


Uno de los monumentos más emblemáticos de la ciudad de Cáceres, es el Monasterio de San Francisco. Allí en el paraje conocido por la Rivera del Marco, apartado del recinto monumnetal, se extiende esa gran mole de edificación, hoy Institución cultural el Brocense y Auditorio de la Excma. Diputación Provincial de Cáceres.

Corría el año 1471, cuando llegó a esta ciudad un fraile de la orden seráfica franciscana, con el objetivo de fundar un Monasterio, dicho fraile parece que tenía algún parentesco con el santo valenciano San Vicente Ferrer; no eran bueno tiempos para fundar en Cáceres, pues al parecer los regidores de la villa “le daban largas”, pues no querían contravenir el precepto del Fuero Latino que concedía a Cáceres con todas sus pertenencias, excepto a los “ordenados, cogollados y a los que renuncias al siglo” y lo razonaba diciendo que era en correspondencia porque “la regla de su orden le prohíbe vender u obligar prendas con vosotros”.

Viendo fray Pedro que no era capaz de romper este hilo surgido entre ambas partes, ´el y sus dos compañeros, hartos de llamar a una y otros puertas y no conseguir obejtivos, montaron sus pocas pertenencias, el burrito que les acompañaba y decidieron dejar la villa. Pero sucede que la “burrita” necesitaba ser herrada, y paran el denominado Potro de Santa Clara (hoy Plaza de Santa Clara), donde existía un taller donde se hacía tal menester. Pero había un problema, y era que los frailes no tenían dinero alguno con que pagar al herrador. Es entonces que ven de venir en su cabalgadura a caballero de gran porte y que salía por la Puerta de Merida.
El clérigo dirigiéndose, a este caballero le pide, que tenga a bien de darles una limonsta para poder herrar el animal, contestándole el Caballero:
-Lo siento mucho padre, pero tengo por costumbre, cuando voy al campo, nollevar conmigo dinero, para evitar el riego de ser robado en el camino…
A lo que el franciscano replicó:
- Pedonadme que insista, pero un caballero de su porte… ¿Cómo es posible que no lleve una sola moneda?...
¡ Me ofendeis padre! ¿Dudais de la palabra de un caballero?
-No es mi intención ofenderos – le dijo fray Pedro- pero insisto en que busquéis en vuestra faltriquera, por si acaso hay alguna moneda, cuya existencia desconozcáis
El caballero e cuestión, no era otro que Diego Garcia de Ulloa “El rico”, que hizo caso del clérigo, e introdujo su mano en la faltriquera , y para su sorpresa, toco algo y lo saco. Y los frailes comprobaron que su cara cambiaba de semblante y cuando sacó su mano, que lo que estaba tocando era una moneda de oro, que el aseguraba, que cuando salió de su casa, en las inmediaciones de la Iglesia de San Mateo, no llevaba. Se apeo de su caballo y se agacho a besar los pies al fraile mientras gritaba:
-¡Milagro! ¡Este fraile es milagroso!
Es a partir de entonces, que para los frailes cambió todo, pues Don Diego, se comprometió a ser su valedor ante el Consejo del que era Regidor, ante el Obispo de la diócesis y ante toda la nobleza cacereña, que ante este suceso tan portentoso, no dudo en apoyar la inicitiva del fraile de funda un monasterio o covento en Cáceres.
Se le cedieron unos terrenos pantanosos, situados junto a la Rivera del Marco donde en unos años levantaron con la ayuda de sus majestades los Reyes Isabel y Fernando (Reyes Católicos) y del arzobispo de Sevilla Don Pedro González de Mendoza, el edificio que hoy conocemos (con algunas restauraciones)

Es bellísima esta historia, que relata muy bien un hombre que le gusta la historia de su ciudad y que es Antonio Bueno Flores, y la recoge en su libro “Cáceres historia escrita en Piedra”

Es mucha la historia que tiene este Monasterio, es mucha la historia que encierran sus claustros sus paredes, sus estancias, a lo largo de todos estos siglos. Con Fray Pedro vinieron tambien Fray Juan de Torres, famoso capitán del siglo XVI , partidario de los comuneros de Castilla contra el Emperador Carlos I de España y V de Alemania, y que dejo las armas para tomar los habitos franciscanos, pidió perdón al Rey, que se lo concedió y vivió 40 años en este monasterio.

El monasterio se comienza a construir en 1472 tras serle concedida bula por el Papa Sixto VI, a instancias del Obispo de Coria Don Iñigo Manrique de Lara, que luego sería arzobispo de Sevilla.
En la construcción de este Monasterio, colaboro toda la nobleza cacereña que rivalizaría para construir en él sus enterramientos, tanto es así que dicha rivalidad, llevo al asesinato por una disputa surgida entre dos familias acaudaladas de la ciudad.
La disputa fue originada por doña Maria de Ovando que pretendía colocar su escudo en todos los ámbitos del templo. Su sobrino Diego Messia Ovando dio muerte a don Alonso Golfin, que a la sazon era el opositor de su tia.
En el año 1477, y con motivo de su visita a Cáceres la reina doña Isabel pide su participación en esta obra, y también lo pide el Cardenal Pedro González de Mendoza, Arzobispo de Sevilla, que acompañaba a la reina. La Iglesia se termino en 1487 tras quince años de obras. La fachada se ejecuto en el siglo XVIII.
Durante la guerra de la Independencia, los franceses, quemaron el retablo mayor y se llevaron trozos del órgano. En el año 1823 “Juan Martin “El Empecinado” quemo los dormitorios.
Pero es en el año 1836 cuando viene lo peor para los frailes, pues se produce la desamortización de Mendizábal que obligó a los frailes a marcharse.
Esta inmensa fabrica, posee dos bellísimos claustros, el primero Gótico y el segundo Renacentista.
Este edificio ha sido Hospital, casa de misericordia, casa de pobres, hospicio para niños, colegio-residencia de huérfanos, hasta 1981 que se reformo para que fuera sede de las Institución Cultural El Brocense” dependiente de la Excma. Diputación Provincial de Cáceres.
Recordemos, que en este Monasterio se fundó en 1521 la primera cofradía penitencial de Cáceres, y que es la Ilustre y Real Cofradía de la Santa y Vera-Cruz.

Visitas: 1467

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por Inma del Sol en diciembre 10, 2009 a 11:12am
Bonita entrada , gracias por publicarla. Un beso.-
Comentado por Felipe de Pablo Lorenzo en diciembre 9, 2009 a 11:33pm
Una historia muy interesante ésta del Convento de San Francisco de Cáceres.Yo no lo conozco. Tengo que volver a Cáceres, hace más de cuarente años que estuve y no he vuelto.
Las fotografías están muy bien.
Muchas gracias, amigo Fernando.
Un fuerte abrazo.
Comentado por María Sánchez Peña en diciembre 9, 2009 a 7:08pm
ke bonitooo fernando!!
Comentado por Miguel Ángel Martínez Álvarez en diciembre 9, 2009 a 6:09pm
¡ Por fin apareció el blog !. Preciosa su historia y no menos bonitas las fotografías que lo acompañan. Ha merecido la pena la espera. Un fuerte abrazo.

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Música

Cargando…

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio