Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


Las configuraciones del Misterio de la Hermandad del Buen Fin en el S.XX

Os traigo aquí una nueva entrada relacionada con el tema de la imaginería y de la historia de nuestras hermandades y cofradías, en este caso quería proponeros un recorrido visual por las diferentes configuraciones del paso del Santísimo Cristo del Buen Fin a lo largo del S. XX.

 

 

La Hermandad del Buen Fin tiene sus orígenes en el año 1590, fundada por el gremio de curtidores en la Iglesia de San Juan de la Palma, para dar culto a una imagen de la Virgen bajo la advocación de Madre de Dios de la Palma. Tras la invasión francesa se pierden todos los datos de la misma, lo que nos lleva a pensar que quedara disuelta. La imagen titular es trasladada a la iglesia del Salvador, siendo permutada por otra de pasta de madera que queda en San Antonio.

 

En 1882 un grupo de devotos intenta reorganizar la hermandad, se confeccionan nuevas reglas y se aprueba el cabildo volver a realizar estación de penitencia, debido a la estrechez de la puerta de San Antonio y que la imagen que poseían era de pasta de madera y no se encontraba en estado adecuado para procesionarla, se trasladan a la Parroquia de San Pedro para dar culto a la imagen del Cristo de Burgos en 1888, lo que con el tiempo daría lugar a la actual hermandad que todavía radica en la iglesia de San Pedro.

 

Pero continuó en San Antonio el anhelo de una serie de devotos de recuperar la Hermandad del Buen fin, tras varios intentos en 1901 y 1903. Por fin, en 1908 se les concede autorización y se aprueban nuevas reglas. En 1909, la Junta de la Hermandad solicita a la autoridad eclesiástica que se revierta la permuta y sea devuelta la imagen del Cristo del Buen Fin que recibía culto en la iglesia del Salvador.

 

Por tanto en 1909 regresa a San Antonio la imagen del Cristo del Buen Fin, que es la que actualmente procesiona. Esta magnifica talla es obra del imaginero Sebastian Rodriguez realizada en 1646, este imaginero discípulo de Martinez Montañes realizada una imagen de Cristo crucificado ya muerto, realizado en madera de cedro, de marcada frontalidad, como su compañero de taller Juan de Mesa, evolución hacia un mayor realismo en sus tallas.

 

En esta entrada veremos las diferentes iconografías que ha presentado este paso, hasta llegar a la actualidad, en que como sabemos la talla procesiona sola sobre su paso. No ha sido así no mucho menos a lo largo de todo el pasado siglo, muchas han sido las diferentes configuraciones con más o menos imágenes las que ha presentado y intentaremos enumerar aquí.

 

Como ya hemos indicado, en 1909 se aprueban nuevas reglas que “refundan” esta Hermandad, por tanto, en 1910 inicia de nuevo sus salidas procesionales. En estos primeros años la hermandad carece de la mayor parte de los enseres para hacer estación de penitencia, por lo que son otras hermandades las que ceden sus enseres. En sus primeras salidas procesionales la Hermandad procesiona en el paso cedido por la cofradía del Cristo de San Agustin.

 

 

(Paso del Cristo de San Agustin)

 

En estas primeras salidas procesionales el paso de configura como un calvario con el Cristo del Buen Fin , la Virgen de la Palma y la talla de San Juan.

 

(Paso de la cofradía del Buen Fin 1912, sobre las andas del Cristo de San Agustin)

 

En los años posteriores inicia sus salidas con regularidad, se produce un primer cambio en las imágenes del paso, ya que en estos años siguiente se introduce la imagen de María Magdalena arrodillada delante de la talla de Cristo.

 

(Paso de la Cofradía del Buen Fin entre 1913 y 1923)

 

En 1923 se adquiere una parihuela a la Hermandad de las Siete Palabras, realizada por Antonio Cruz en 1881 para el paso alegórico del Sagrado Corazón de Jesús y que con diversas reformas es el que ha llegado a nuestros días.

 

Ya con las nuevas andas se introducen también nuevas imágenes en el misterio, pasa la hermandad a intentar representar el pasaje de la quinta palabra de Cristo “Tengo sed”, a las imágenes de la Virgen, San Juan y la Magdalena, se le unen las Santas mujeres y un sayón que con un palo intenta representar el momento de ofrecer a Cristo una esponja mojada en vinagre. Todo esto configura un abigarrado misterio, muy del gusto de la época.

 

 

En esta imagen posterior, a las figuras del misterio se les ha unido incluso de la un centurión romano, que portando un Senatus, contempla la escena.

 

 

La Hermandad no tarda mucho tiempo en dejar de representar este pasaje de la pasión, que a todas luces resultaba anormal en tanto todos sabemos que la imagen del Cristo del Buen Fin representa ya ha Cristo muerto en la Cruz.

 

Esto provoca que poco ha poco se vayan eliminando imágenes del misterio, en esta foto ya el paso procesiona solo con las imágenes de la Virgen y las Santas Mujeres, a modo de duelo.

 

 

La salida por primera vez de la Virgen de la Palma en 1930, provoca la desaparición de esta del paso de misterio, lo que llevará a la paulatina desaparición del resto de figuras del misterio que queda configurado solo por las tallas del Cristo y de la Magdalena arrodillada a sus pies.

 

 (foto años 60: Misterio de la Hermandad del Buen Fin)

 

Así permanecerá el paso de Cristo de esta Hermandad hasta principios de los años 70, en los que la hermandad decide realizar un nuevo misterio. Este representaría el momento en el que es entregado el cuerpo de Jesús es entregado a José de Arimatea.

 

Este misterio se trataba de una obra de juventud del imaginero Luis Alvarez Duarte y estaba conformado por la imagen de José de Arimatea de pie, recibiendo de manos de un centurión romano el permiso para descolgar el cuerpo de Jesús, en presencia de Nicodemo y de la Magdalena, que aparecía postrada a los pies del crucificado.

 

 

(Fotos: Paso con el Misterio de Alvarez Duarte. Años 70 y 80)

 

Este misterio procesionó hasta 1998, cuando la hermandad decidió que la talla del Cristo pasara a procesionar sola, que es como lo podemos ver cada Miércoles Santo por las calles sevillanas.

 

(Foto: Paso Semana Santa 2010)

 

A pesar de los cambios, lo que nunca ha faltado es la imponente talla del Cristo del Buen Fin de esta franciscana Hermandad que cada Miercoles Santo, nos hace emocionarnos.Espero que os haya resultado entretenido y curioso esta paseo por la historia de este paso en el pasado siglo XX, un saludo.

Visitas: 3980

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por pequeño Cofrade en mayo 9, 2014 a 11:57pm

muy interesante la entrada, magnifico misterio el que salio hasta el 98.

Comentado por concapaysombrero en marzo 22, 2011 a 8:36am
muy buena enttrada; no conocía el misterio de la sed. Personalmente creo que es una pena que el Cristo salga sólo teniendo un misterio tan emotivo como el de la entrega del cuerpo del Señor, muy acorde con el nombre del BUEN FIN. un saludo
Comentado por José Carlos en marzo 22, 2011 a 8:31am
Muy buena, entrada, tambíen soy de la opinión que me gusta mas como misterio
Comentado por Santy (Angel Macareno) en marzo 22, 2011 a 8:01am
MUY BUENA LA ENTRADA, A MI PERSONALMENTE ME GUSTABA MAS CON EL ULTIMO MISTERIO, SALUDOS
Comentado por Emi(Angel macareno) en marzo 22, 2011 a 12:43am
Magnífico trabajo. A mi personalmente me gustaba mas con el último misterio. Un besazo.
Comentado por Manuel Sanchez de los Reyes en marzo 22, 2011 a 12:31am
Al menos para mi gusto. Ojo ¿ en ?
Comentado por Manuel Sanchez de los Reyes en marzo 22, 2011 a 12:29am

Enhorabuena  Felipe , como siempre tus estupendas entradas y pasando desapercibidas, en fin eso es otra cuestión.

A mi particularmente me gustaba mucho más el Cristo del Buen Fin cuando llevaba el misterio, me refiero el último, al que se le ve al romano entregándole el pergamino, -el permiso del propio Plato para que pudieran descolgar a Jesucristo.  En realidad a mi me daba la sensación de .. como... un privilegio el del ejecutado al lado de los mal hechores. -Y eso me hacía discutir mucho cuando chico con mis amigos cuando íbamos de cofradías. Ahora lo veo sí pero no me dice nada, es más hasta me aleja de esa idea de que después de muerto tenía suficiente fuerza su sino, como para que no se quedara allí el cadaver abandonado y que se lo comieran las alimañas, como ocurría con los que crucificaban.

Estoy deseando que se haga un Cabildo para consultar y devolverle la "gracia y el arte " que hacía diferente a ese paso. 

Comentado por Quetintubocofrade en marzo 21, 2011 a 10:59pm
Magnifico trabajo Felipe. Particularmente el ultimo pasaje representado es el que mas me atraia, quizas por aportar un momento "diferente" y no repetido de la Pasion. Aunque , por razones obvias , va a ser dificil que con una u otra iconografia yo venere algun Miércoles santo a tan interesante crucificado por las calles de Sevilla. Saludos

© 2019   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio