Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


I.


Miriam era muy niña cuando sucedió todo.

En aquel tiempo, su padre, cabrero de ofició, le contó como unos hombres-“con túnicas blancas como la leche”- se les presentaron en medio de la noche y les anunciaron la noticia:
-Había nacido alguien importante: “El Mesías esperado”,decían.
Pero él, no sabía ni entendía de patriarcas y profetas.
Al escuchar estas cosas, algún resorte saltó en el interior de Miriam: Dios, se rebelaba, una vez más, a la gente inocente. Estaba decidida. Tenía que ver el rostro de ese recién nacido.
Un deseo, imposible de controlar, la guió a las afueras del pueblo llegando al corral donde en el invierno se cierran a las ovejas.
Entró en el corral y cruzó los brazos sobre su pecho. Algo, que sus sentidos no reconocían, recorrió su ser. No era frío, ni calor. Era paz lo que llenó su cuerpo. Una paz que sentía físicamente, que le hacía moverse de forma diferente. Todo eran sensaciones que nunca había conocido y que tardaría muchos años en volver sentir.

II.


La madre tenía los ojos bellos. Su piel y ropajes resplandecían como iluminados permanentemente por la luna llena.

-¿Quieres ver a mi niño?-
Miriam no contestó. Se acercó a la madre -lo tenía en brazos- y ésta, le mostró su rostro.
El niño estaba despierto; no la miraba. Al poco, giró la cabeza y sus ojos se cruzaron con los de Miriam.
No era la mirada de un recién nacido. En esa mirada había poder, sabiduría, amor. Contenía la historia del mundo y de los hombres. Una fuerza que hasta dolía, se introdujo en el alma de Miriam. Sintió la verdadera felicidad, la liberación de una carga interior de la que no era consciente hasta ese momento.


III.


Pasaron los años.

Miriam era una mujer cuando sucedió todo.
En aquel tiempo, ayudaba a su esposo en la tienda de tejidos éste tenía en Jerusalén.
La noche anterior, había celebrado con los suyos la fiesta de La Pascua.
Hoy, rumores recorrían toda la ciudad. Jesús, un carpintero de Nazaret, conocido por muchos por expulsar demonios y resucitar a muertos y seguido por otros como el nuevo Mesías había sido encarcelado por orden de los Sumos Sacerdotes.
Miriam no sabía ni entendía de esas cosas de los nuevos Mesías. Ella nunca conoció ni se interesó por el tal Jesús.
Muchos, antes que el tal Jesús, habían sido aclamados como Mesías y Miriam no veía mal a los romanos que, entre otras cosas, habían hecho prosperar el negocio familiar.


IV.


Una gran multitud taponaba las callejuelas de Jerusalén.

Miriam tenía prisa. Mañana se festejaría el Sabat, había que apurar las últimas ventas en la tienda de tejidos.
Casi había llegado a su destino cuando de pronto, las sensaciones que ya tuvo una vez, recorrieron de nuevo su interior.
Atraída como por un imán, se adentró en la multitud revolviéndose entre la gente hasta llegar a la calle donde en ese momento, un hombre con una cruz a cuestas y cara desdibujada por la sangre y los golpes, recorría el camino hasta su muerte.

V.

Miriam recordó cuando era niña. El corral de Belén, los ojos de aquella madre, la mirada de aquel niño.


¡LA MIRADA DE AQUEL NIÑO!


No pudo más. Sacó de su bolsa un el paño fino y blanco, y se abalanzó a limpiar la cara de aquel hombre.
En su rostro buscó aquellos ojos que infundían poder,sabiduría y amor.
Ojos donde estaba impresa la historia del mundo y de los hombres.
¡Hay estaban! ¡La misma mirada del niño de Belén!
Aquella tarde, Miriam era la única que veía en aquel condenado,
destrozado por las torturas, la fuerza del hombre que todo lo puede.
Jesús le dijo:
-Miriam te he estado mirando siempre. Guarda mi mirada. Se feliz eternamente.



En el paño blanco de leche, quedó impreso el rostro y la luz mágica de esos ojos, que Miriam descubrió un día en el corral de Belén donde se guardan las ovejas en invierno.


"Desde aquella tarde, a Miriam la conocieron como "Verónica", la que guarda el verdadero rostro que otorga la felicidad verdadera".

 

¡Feliz Navidad a todos los Cofrades!

Moy. Navidad del 2010

 

Fotos:

Fotogramas de las películas:

Jesús de Nazaret es una película del año 1977, dirigida por Franco Zefirelli.


La Pasión de Cristo es una película del año 2004, dirigida por Mel Gibson.

 

Visitas: 1052

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por Emi(Angel macareno) en diciembre 27, 2010 a 11:12pm
Maravillosa historía Moy, me he emocionado leyendola, preciosa de verdad.
Comentado por La Hachita de Zaqueo en diciembre 27, 2010 a 10:43pm
Moy, preciosa la historia de la Verónica, la mujer que enjugó el rostro del Señor con un espejo de trapo.
Comentado por Pepe Lasala en diciembre 27, 2010 a 10:12pm

Precioso cuento amigo Moy. Me ha gustado mucho, es precioso. Un abrazo muy grande.

http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

 

 

Comentado por Puentiferario en diciembre 27, 2010 a 9:00pm

El cuento es una maravilla. Revive la Semana Santa en plena Navidad. Gracias por compartirlo con todos. Un abrazo.

Comentado por Miguel Ángel Martínez Álvarez en diciembre 27, 2010 a 5:23pm

Precioso relato, amigo Moy. ¡Que esos ojos no dejen nunca de mirarnos!

Feliz Navidad y mejor año nuevo. Un abrazo, amigo.

Comentado por tianera en diciembre 27, 2010 a 5:00pm

preioso cuento

un abrazo

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Eventos

Música

Paused...
  • 1.
    adaptacion de marcha

© 2021   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio