Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla



Eran poco más de las tres de la mañana y, Jesús, en la cruz, despertó en susurros a su Madre. Ella, extrañada, no tardó nada en desvelarse y preguntarle qué le pasaba, a lo que Él, con su infinito amor, respondió que había llegado la hora. "Cada cual tiene su destino, su propio sino, su momento. Y el suyo ya ha llegado, Madre"
La Virgen entendió con aquellas palabras a qué se refería, pues sabía desde hacía mucho que pronto estaría entre ellos quién tantas madrugás les acompañó bajo frío antifaz ruán. Y se preparó para recibirle. No pudo evitar aquellos años ya lejanos en que le había visto entrar en la iglesia y acercarse a su paso para rezarle. Ella trataba de disimular su hierática vida al verle ante Ella, al ver con que devoción le rezaba y le rogaba por tantas y tantas cosas. No pudo evitar sentir pena, pues sabía que tras aquel secreto a voces, divulgado a los cuatro vientos, cabía esperar mucho dolor y nostalgia por parte de las personas que dejaba atrás. Pero se consoló, sabiendo que Ella seguiría allí para refugiar a cuántos lo necesitasen, para sembrar fuerzas y esperanza a todo aquel que la implorase en su acogedora capillita.
No pudo evitar enfrascarse en los recuerdos que conservaba de aquel hombre; hacía tanto que no le veía aparecer por allí que se dio cuenta de cuánto le echaba de menos, aunque el paso irrefrenable de los años no había borrado la imagen de su cara al levantarse el antifaz, ni la forma en que sus manos recogían la túnica al rendirle respeto. Tenían tanto de que hablar...
Y en esto que San Juan, adormilado, vio a la Virgen despierta y con el semblante ensimismado. Sacudiéndose el sopor, se inclinó hacia Ella: "María, ¿qué pasa?" le preguntó. Y Ella, en su infinito amor, esbozó una media sonrisa y le dijo: "Juan, hijo mío, ya es su hora. Pronto le tendremos entre nosotros"
Juan sintió una honda pena, pues aunque era sabedor de que aquel momento quedaba más próximo conforme el reloj avanzaba, sentía un gran afecto por aquel hombre. María le tendió su mano y le dijo: "Juan, no sufras; él deja el mundo con gran valentía e incomparables historias que contar. Más bien, laméntate por aquellos que viven a nuestro lado sin haber tenido siquiera conocimiento de que existían, por los pequeños que no pudieron contemplar la grandeza de todo lo creado"
Jesús, volviendo el rostro hacia su discípulo más amado, le dijo: "Juan, hermano, no te aflijas, pues él ya descansa en paz. Alegra el rostro y dedícale tu mejor sonrisa; mírale, él es feliz, el dolor y las lágrimas sólo tienen cabida en aquellos que le quieren y ahora añoran"
Juan, oyendo a su Maestro, giró el rostro hacia los bancos de la iglesia y, al instante, sonrió. Allí estaba él, con ese brillo especial en los ojos que los años no habían apagado, con sus manos ya viejas, tan expertas; aguardando con una mezcla de preocupación, sorpresa y alegría en la cara. La Virgen, tendiendo su mano, le indicó que se acercara... y mientras él besaba su mano, con voz temblorosa pero franca, le sonrió: "Bienvenido a casa"


Sergio Rovayo

Visitas: 173

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por MADRUGA en agosto 25, 2010 a 6:16pm
Bendito seas por amar infinitamente, y reflejar ese amor en la belleza de tus escritos. Que maria sea siempre tu Refugio mas cierto, llenando tu corazón de la Esperanza más verdadera. Te quiero mucho hermano
Comentado por manuel monge rodriguez en agosto 25, 2010 a 10:08am
exelente como siempre y gram homenaje a la devocion ke tu abuelo sintio par sus titulares sergio un diez
Comentado por Azahar de San Gonzalo en agosto 25, 2010 a 1:00am
Ole los corazones que escriben al compás del sentimiento. Sencillamente magistral, hermano. Cada día te superas un poco más. Me siento afortunada de ser tu amiga. Un besazo enorme, hermano, nos vemos a la vuelta.
Comentado por Cruces de Pasión en agosto 24, 2010 a 9:35pm
gracias una vez por lo que me enseñas.

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Eventos

Música

Paused...
  • 1.
    adaptacion de marcha

© 2021   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio