Cofrades

Foro y Blog Semana Santa Sevilla


Santuarios de Arequipa: Santuario del Sagrado Corazón de Jesús- Templo La Compañía

El templo de la Compañía fue declarado como santuario del Sagrado Corazón de Jesús a través del Decreto N 077-C-ARZ-85, otorgado por Monseñor Fernando Vargas Ruiz de Somocurcio, a solicitud del R.P Benjamín Fernández Dávila S.J. Superior de la Comunidad de los Padres Jesuitas en la Iglesia de la Compañía de Jesús para dar prioridad a la difusión de la devoción al Corazón de Jesús. Cometido que se logra a través del trabajo del Apostolado de la Oración, que los primeros viernes de mes convoca a la feligresía a reunirse en torno a Jesús Eucaristía, durante la Adoración Eucarística y Santa Misa desde las 11:00 hrs.

La Devoción al Sagrado Corazón

En los siete primeros siglos apenas se encuentran algunas alusiones al corazón de Jesús, si bien su amor inenarrable es por todos reconocido y adorado.

Hacía el Siglo XIII, San Buenaventura y algunas almas santa empiezan a dar culto al Sagrado Corazón, vulnerado por el amor.

Desde entonces, paulatinamente pero sin retrocesos se va desarrollando la devoción hasta acumular casi todos los elementos de culto y los caracteres doctrinales que la constituyen.

El propio Jesús en el siglo XVII, toma la iniciativa, apareciéndose a la religiosa Margarita de Alacoque en Paray-le-Monial, Francia, solicitando a través de ella la devoción a su Sacratísimo Corazón.

El 16 de junio de 1675 se le apareció Nuestro Señor y le mostró su Corazón rodeado de llamas de amor, coronado de espinas, con una herida abierta de la cual brotaba sangre y, del interior de su corazón, salía una cruz. Santa Margarita escuchó a Nuestro Señor decir: "He aquí el Corazón que tanto ha amado a los hombres, y en cambio, de la mayor parte de los hombres no recibe nada más que ingratitud, irreverencia y desprecio, en este sacramento de amor." Con estas palabras Nuestro Señor mismo nos dice en qué consiste la devoción a su Sagrado Corazón. La devoción en sí está dirigida a la persona de Nuestro Señor Jesucristo y a su amor no correspondido, representado por su Corazón. Dos, pues son los actos esenciales de esta devoción: amor y reparación. Amor, por lo mucho que Él nos ama. Reparación y desagravio, por las muchas injurias que recibe sobre todo en la Sagrada Eucaristía.

Visitas: 998

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Cofrades para añadir comentarios!

Participar en Cofrades

Comentado por FERNANDO MONTES MACIAS en diciembre 26, 2010 a 8:41pm
Preciosa la historia contada y vellisima las fotografias.

Sobre


Publicidad

 




 

Pasión en Sevilla

Eventos

Música

Paused...
  • 1.
    adaptacion de marcha

© 2021   Creado por Pasionensevilla.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio